Mar 19, 2015

Enviado por

“Ya se hizo el daño que queríamos evitarle a Bogotá”: contradictores

“Ya se hizo el daño que queríamos evitarle a Bogotá”: contradictores

La incertidumbre política volvió a ocupar el primer lugar en la agenda de Bogotá. Cuando se pensaba que el alcalde Gustavo Petro terminaría su mandato sin problemas, la Corte Constitucional revivió el proceso de revocatoria y ordenó realizar la consulta en dos meses. Esta decisión ha causado polémica, pues la infraestructura para desarrollar votación costaría cerca de 40.000 millones de pesos.

El registrador Nacional, Carlos Ariel Sánchez, dijo que acatará la decisión de la Corte Constitucional. Sin embargo, se jugará la última carta para impedir que se realice la revocatoria: interpondrá un recurso de nulidad para que la Corte reconsidere la decisión.

A Sánchez le preocupa la financiación de esta votación, pues para las elecciones de octubre necesita 150.000 millones de pesos. Su posición fue respaldada por el ministro del Interior, Juan Fernando Cristo: “no parecería lógico ni conveniente que cuando estamos a seis meses de elegir el nuevo alcalde de Bogotá, la ciudad se meta en ese proceso”.

Los promotores de la revocatoria tampoco están de acuerdo con la decisión de la Corte.Clara Lucía Sandoval, concejal opositora, considera que el pronunciamiento del alto tribunal “llegó demasiado tarde. Ya se hizo el daño que queríamos evitar en Bogotá, por eso no tiene sentido realizar la revocatoria. Lo que buscamos anteriormente es que se corrigieran los errores de Petro, ahora el resultado puede ser peor: el alcalde aprovechará la campaña para patrocinar a sus candidatos a la Alcaldía. Lo peor es que todo esto se financiará con recursos públicos”.

En caso de que se realice la revocatoria, una de las caras más visibles en la campaña por el ‘Sí’ será Francisco Santos, precandidato por el Centro Democrático a la alcaldía: “debemos obedecer la ley y comenzar a hacer la campaña por el ‘Sí’. Sería mucho mejor si la revocatoria se hiciera el mismo día de las elecciones de octubre, así no se pierde tanta plata. Con esta decisión, la Corte demuestra que está bastante alejada de la realidad económica del país”.

Para Santos, así como para los candidatos afines a Petro, la revocatoria sería una oportunidad para promocionar sus candidaturas a la alcaldía. Por lo menos Hollman Morris actual precandidato petrista, ya anunció su apoyo a favor de la campaña por el ‘No’.

El alcalde Petro y sus seguidores están listos para enfrentar el proceso. A través de su cuenta de Twitter, el mandatario capitalino señaló que “superada la fase de protección de Bogotá Humana por medidas cautelares, ahora hay una nueva prueba: asumir el proceso de refrendarla popularmente”.

El subsecretario de Gobierno de Bogotá, José Cuesta, le dijo a EL COLOMBIANO que “la revocatoria es una nueva prueba que tiene la Bogotá Humana y la vamos a sortear. Será un ejercicio exitoso y de paso podemos rendir cuentas. Nos sentimos tranquilos porque esta es una oportunidad para refrendar el gobierno democráticamente”.

Para que la revocatoria tenga éxito se necesita que participen 1.232.214 personas. Y para que el alcalde salga del Palacio de Liévano es necesario que más de 617.000 voten por el ‘Sí’. Este escenario parece poco probable, pues de 80 procesos de revocatoria que se han adelantado en el país, ninguno ha prosperado.

Se ha cerrado los comentarios

Share This